Melchor, Gaspar y Baltasar

Esta noche han venido los Reyes Magos, perdón si han llegado tarde a vuestras casas, pero es que les pillé cuando estaban dejando mis presentes en el salón y sucedió algo imprevisto, inesperado, pero no por ello desagradable. Llegaba yo de fiesta, lleno de energía, un par de copas, muchos chicos guapos en la pista, más que guapos, buenorros, de los que hacen que el invierno se convierta en verano. Pero volvía igual que salí, con ganas, con muchas ganas de hombre. Estaba como la canción de Alaska y Dinarama, un hombre de verdad, me arrastraré, suplicaré, sí… Y claro, con un par de vodkas en el cuerpo no tengo mesura ni pudor y les dejé claro que lo que quería era un regalo de verdad.

Os estáis equivocando, así no acertáis conmigo. No soy yo persona materialista, soy más de vivencias, así que si queréis que tenga un buen recuerdo de vosotros, además de responder al papel que el Nuevo Testamento os ha concedido, ya estáis haciéndome sentir, regalándome una experiencia que me deje un buen recuerdo, pero una de aquí y ahora, no un pack de esos de dos noches de hotel a elegir entre 150 sitios perdidos de España. Se quedaron estupefactos, pero cuando vieron que les mantenía la mirada con una media sonrisa no les quedó duda de que iba en serio. Solo faltaba que alguien tomara la iniciativa, la mía estaba clara y no iba a aceptar excusas de que tenían mucho trabajo, infinitud de hogares a los que acudir y poco tiempo antes de que amaneciera.

Podéis dejar las capas ahí a un lado, en el perchero, poneros cómodos.  Seguían mirando, con intensidad y entonces, a la par y en perfecta sincronía, se las quitaron. Me da a mí que esto parece ya lo habían hecho ellos muchas veces antes. Vaya, no sabía que sus majestades llevaran mallas bajo sus capas de armiño. El exterior es por si nos pillan, debajo lo que prima es la comodidad, me respondió Melchor. Y sentirnos sexys, añadió Gaspar. Y por si damos con alguien como tú, dijo solemne Baltasar con un brillo en los ojos que dejaba claro que me iban a entregar mi regalo. Ven acá, que te vamos a dar, dijeron los tres al unísono, oro añadió Melchor, incienso siguió Gaspar, y mirra, concluyó Baltasar. Una frase que sonó a magia, a milagro, a promesa de éxtasis.

Y qué queréis que os cuente, ya os podéis imaginar qué pasó. Si hasta se cayó el árbol de Navidad, este año que lo había llenado de bolas y cintas de colores, todo destrozado, hecho migas. Los vecinos debieron pensar que sus majestades habían entrado en casa hasta con los camellos. A ver qué me invento para que el seguro se haga cargo de pintarme el salón. Lo que he ahorrado este año me lo tendré que gastar en cambiar la tapicería del sofá. Y para que no vuelva a pasar, me cortaré las uñas con más frecuencia e iré al dentista a arreglarme los colmillos.

Tengo agujetas en partes de mi cuerpo que no sabía que existían. Me duele la garganta. Me duele mucho. Hace un rato no podía más y he ido a urgencias, le he dicho al médico que me molestaba mucho al sentarme. Su respuesta ha sido que evite los roces durante una temporada. Antes me ha dicho que en el examen táctil no había notado nada y que solo era cuestión de tiempo, relax y paciencia. Se ha quedado un poco flipado cuando sin pensarlo le he contestado que no había sentido nada cuando me exploraba. ¡Esa manía mía de hablar sin reflexionar siquiera un segundo!

La verdad es que todavía me tiemblan las canillas y creo que aún no he recuperado el ritmo habitual de mis pulsaciones cardíacas y mi respiración. Me he hecho una infusión, pero es que me cuesta tragar, como si tuviera faringitis, pero sin tenerla. Cómo se puede estar tan jodido y a la par tan, tan, tan FELIZ.

¡Por Dios, qué gusto, qué noche, qué noche de Reyes!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s