…porque, a estas alturas, ya tenemos el culo ‘pelao’

 

 

   El paso del tiempo no solo te acerca más al fatídico final, sino que, como premio de consolación y al más puro estilo de Flora, Fauna y Primavera, te otorga los dones más deseados por cualquier ser humano a lo largo de su vida: el arte de la ‘priorización’, el arte de pasar de todo y el arte de reírse de uno mismo. Se acabaron los mantras repetitivos salidos de sobrecillos de azúcar tipo “lo que no te mata, te hace más fuerte”, “solo dios puede juzgarme” o “nací princesa porque putas había muchas”: lo que no te mata te puede dejar tuerto, cojo, manco, ciego, sordo, soltero, viudo, virgen, volverte pepero y muchas cosas más, pero –siento decepcionarte− no te hace más fuerte, solo el arte de priorizar te llevará al templete donde tu fortaleza lleva años esperándote; ¿solo dios puede juzgarte? En serio, ¿se lo vas a permitir? El arte de pasar de todo te permite eso, pasar de todo, y además, hacerte ver que solo tú puedes hacer juicio/valor/crítica de tus actos (no delictivos, por supuesto); y, por último, cariño, asúmelo, eres más puta que princesa y lo sabes y te da igual, te encanta.

   Recordad siempre esto que os digo porque, a estas alturas, ya tenemos el culo ‘pelao’.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s