“A una canción de ti”

Me pongo los cascos. Busco esa canción que me da buen rollo antes de salir por la puerta de casa.

A veces voy con unas cervezas bajo el brazo dispuesto a que me descubras el último disco que has descubierto.

En otras ocasiones voy tristón, aunque a veces no se note, pero el simple hecho de hablar contigo hace que me sienta mejor. Me reconforta.

La melodía va acelerando poco a poco, casi como con prisa por llegar al estribillo.

En poco tiempo te has vuelto de esas personas que hacen que la vida sea mejor y que deseas que estén toda la vida. Igual que el que me acoge siempre en Barcelona, el que se mudó a Londres, el que siempre espera en Sevilla, la que se fue a México a cumplir sus sueños o los que en la misma ciudad, la vida, ha hecho que nos veamos menos…

El estribillo llega muevo los pies al ritmo del tema, jugando con el paso de cebra.

Es curioso como el mundo une a la gente de la formas más variopintas, podrían ser malvadas pero muchas son muy afortunadas.

Llego al penúltimo escalón antes de tu puerta. Suena música desde dentro. Acaba de terminar el tema que escuchaba en el móvil “Estoy a una canción de ti”, te volví a decir. Sonreíste y me abrazaste.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s