El día que no queden canciones

 “Él escuchaba canciones. Sí, realmente lo hacía. Dedicaba cada segundo de su tiempo ‘muerto’ a esa lista de canciones que, con calma y alguna que otra lágrima, había conseguido crear.

 No, la selección no había sido hecha al azar; él era muy consciente de que, en su interior, aquellos sonidos y aquellas letras producirían una cantidad infinita de odio. Odio a todo y odio sí mismo.

 

         Y eso era lo que buscaba.”

 

Todos tenemos nuestras canciones. Son aquellas que nos hacen mal y sentir peor.

 Como si de una tragedia griega se tratara, nuestras canciones nos llevan a una falsa catarsis que, más que ayudar a purificar nuestra necrosada alma, acelera la extensión de la muerte por todo nuestro ser. ¿El problema?, que disfrutamos como críos con ese sufrimiento, nos gusta regocijarnos en él igual que un niño disfruta del dolor zumbante que le provoca mover ese diente de leche al que aún le quedan unos días para desprenderse de la encía.

Pero, ¿por qué lo hacemos? Fácil: esa es la única prueba de que, antes, en nuestra vida, imperaba lo contrario  al sufrimiento, al dolor y al odio, es decir:  alegría, bienestar y amor. Porque lo que nos ha llevado a esta situación es el hecho de haber perdido el amor (no, nosotros no; sino esa persona por quien lo sientes, pero, ahora, no es recíproco).

Por eso nos escondemos en esas letras descorazonadoras, por eso quemamos esas melodías, por eso las escuchamos en nuestro seso aunque estemos en el silencio más sepulcral, por eso las lloramos, por eso las amamos, por eso las odiamos.


Por eso esperamos el día que no queden canciones que llorar y, así, volver a empezar.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s